José Ramón Ais

Las bellas horas Del 15 de diciembre 2022 al 15 de enero de 2023

Nota de prensa y C.V.
José Ramón Ais. Las bellas horas. Piso superior.
José Ramón Ais. Las bellas horas. Piso superior.
Las bellas horas. José Ramón Ais. Piso Inferior.
Las bellas horas. José Ramón Ais. Piso Inferior.
Las bellas horas. José Ramón Ais. Piso Inferior.
Las bellas horas. José Ramón Ais. Piso Inferior.
Las bellas horas. José Ramón Ais. Piso Inferior.
Las bellas horas. José Ramón Ais. Piso Inferior.

 “Las bellas horas” es un ensayo fotográfico formado por 12 escenas de un jardín ficticio, imágenes construidas a modo de “dioramas”, resultado de un lento proceso de observación y experimentación. 


El título de la serie viene inspirado por los “libros de horas” del medioevo y renacimiento. Estos libros ilustrados con miniaturas estaban articulados según las horas de las oraciones del día y los doce meses del año, representaban el paso de las estaciones y el trabajo agrícola en las diferentes épocas. Eran un documento sociológico y artístico que componía un fiel retrato costumbrista de la vida de los diferentes estratos sociales del medioevo, desde las élites aristocráticas y el clero al campesinado. 

Hace años comencé a utilizar la huerta familiar como estudio, en un principio me limitaba a fotografiar plantas, pero este proceso desarrolló en mí un interés por las flores, la botánica, los jardines y el paisaje que hizo que acabara siendo un apasionado aprendiz de jardinero. Este lugar se transformó en una especie de laboratorio - jardín - estudio donde cultivaba y experimentaba con lo que posteriormente iba a ser fotografiado.

La huerta siempre ha estado presente, he visto a mis padres cultivarla año tras año para el autoabastecimiento, una práctica muy común en una generación criada en la postguerra, un gesto que en la actualidad es un claro ejemplo de sostenibilidad. “Las bellas horas” son una mirada a la acción de convertir ese terreno en un espacio híbrido atravesado por diferentes subjetividades, una constante conversación, un ejercicio de aprendizaje que ha dado pie a experimentos, errores, transmisión de conocimientos, pequeños descubrimientos, numerosas discusiones, calmada observación, lecturas, siestas, un bello proceso en el que siempre tengo la sensación de que son las plantas las que dirigen y nos transforman a nosotros. 

Trabajar en este espacio me genera un entusiasmo que veo cercano a la ingenua pasión de los personajes creados por Flaubert, Bouvard y Pecuchet, siempre abocados al desastre en sus continuos ejercicios de prueba y error. Me maravilla el momento en que encuentran en su biblioteca la obra “El arquitecto de jardines” y su ilusión decidiendo si crear un jardín melancólico, romántico, terrible, serio, fantástico… 

 “Las bellas horas” es el tiempo empleado en la búsqueda del Genius Loci de un jardín en continuo proceso, algo no tan lejano de los momentos de oración que marcaban “los libros de horas”. Instantes que evocan diferentes temporalidades sin seguir ninguna lógica naturalista, un juego sensorial de sonidos, sabores, olores, temperaturas… 

 La búsqueda de lo que Gilles Clement define como jardín, un territorio mental de la esperanza. 


 José Ramón Ais, 2022.




© Copyright 2009-2024 TRINTA |  Aviso legal |  Política de cookies |  Favoritos |  Inicio